La Paradoja del Ejercicio



Las ventajas de la actividad física sobre la salud son numerosas y se observan en todas las personas de distintas edades. Además de los reconocidos beneficios en relación con la capacidad física, el bienestar general, las actitudes sociales y el perfil psicológico, los científicos han descrito que la gimnasia mejora en forma directa la función intrínseca de las propias arterias.

En algunos estudios de medicina deportiva, los hombres de ciencia verificaron que los cambios vasculares relacionados con la inactividad física pueden elevar el riesgo de enfermedades como la hipertensión arterial o la isquemia cardíaca en forma relevante. Sin embargo, también se ha advertido la llamada “paradoja del ejercicio”, según la cual determinadas formas de ejercitación pueden inducir riesgos para la salud.

Estos datos fueron confirmados y amplificados por un grupo de científicos de Cali (Colombia), quienes verificaron los beneficios sobre la salud de las arterias en relación con el ejercicio prolongado e intenso. En su estudio, el equipo médico comprobó que, en un grupo de corredores aficionados de media maratón con un promedio de 50 años de edad, esta práctica podía asociarse con cambios negativos en la dilatación vascular que se asociaban con alteraciones en la función del endotelio. Con el nombre de endotelio se designa a la capa interna de los vasos sanguíneos, de importancia fundamental en la preservación de la salud de venas y arterias.

Entre los datos informados por los expertos se menciona un período de aumento relativo del riesgo cardiovascular luego del ejercicio intenso y prolongado. Esta “paradoja del ejercicio”, de todos modos, requiere mayor investigación para verificar en que grupo de personas los potenciales riesgos superan a los indudables y claros beneficios de la práctica de ejercicio recreativo.

Imagen: Taconeras



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *