Ejercicios con Pelota para el Embarazo



El uso de pelotas inflables es un recurso muy interesante para la práctica de gimnasia en variados ámbitos y para todas las edades. Sin embargo, son las embarazadas quienes pueden obtener mayor provecho con esta técnica efectiva y extremadamente adaptable, tanto en el propio hogar como incluso en el trabajo.

La embarazada puede sentarse sobre una de estas grandes esferas, logrando que el nivel de su cadera quede por encima del plano de las rodillas. La elasticidad que caracteriza a estas pelotas inflables absorbe con facilidad la fuerza originada en el propio peso. Además, es posible lograr un estímulo del tono muscular como consecuencia de la deformación que adquiere la esfera ante la presión del cuerpo materno.

Una vez ubicada sobre la pelota, basta con realizar movimientos leves de rotación para desplazar la cintura y la pelvis, obteniendo en este caso el necesario alivio para la columna lumbar. Además, la embarazada tiene la posibilidad de practicar, con la necesaria cautela y entrenamiento, aquellos ejercicios que fortalezcan el piso de la pelvis, para un mejor control en el momento del parto, por un lado, y para mantener el tono óptimo en el período del puerperio.

La relajación es otra opción de interés, ya que el peso de la columna puede descargar sobre la superficie de la pelota en distintas posturas. No puede dejar de reconocerse que, para aquellas embarazadas avanzadas que efectúan tareas en posición sentada durante muchas horas, la sustitución de la silla por una pelota inflable se asocia con efectos favorables sobre la circulación de los miembros inferiores. Esta estrategia logra ventajas para la madre y una mejor calidad de vida durante el puerperio, tanto para la mujer como para el niño.

Imagen: Embarazada Blog

 



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *